TF: +34 918 319 215

Hydro Central Xerta RPI

El nuevo ‘boom’ de la fotovoltaica en España: más de 23.000 MW se quieren instalar en los próximos años


En 2008, en plena efervescencia por las energías renovables en España, la fotovoltaica,
 
dicen, que vivió un ‘boom’ al calor de las denominadas primas. El Gobierno puso en liza unos 400 MW y finalmente se dio el visto bueno a 4.000 MW. Ahora en España hay cerca de 5 GW de potencia solar fotovoltaica  instalada.

Y eso que se llevan seis años prácticamente sin construir nada. Pero ahora, tras las subastas de renovables del año pasado, las prisas por alcanzar el 20% de cuota de renovables para 2020 y la fuerte caída de los costes han resucitado a la fotovoltaica en España. Tarde o temprano esto iba a suceder, era cuestión de tiempo. En un país como España, con la radiación solar que posee, parecía inverosímil que no se pusieran más paneles solares por su territorio.

La inseguridad jurídica creada, primero con el PSOE en 2010, y luego con el PP y su moratoria de 2012, España ha pasado de ser potencia mundial con Alemania a ser uno más dentro del panorama mundial. Aun así España se encuentra entre los países con más fotovoltaica instalada.

Los 4 GW de fotovoltaica instalados en la primera oleada se van a quedar a este paso en un juego en comparación con el nuevo ‘boom’ que va a vivir esta industria en España en los próximos años. En declaraciones a la Cadena Ser, el director general de UNEF asegura que se han solicitado a las distintas administraciones permisos para instalar nada más y nada menos que 23.000 nuevos megavatios (MW) de solar fotovoltaica. 

Este mismo medio señala que el Ministerio de Energía contabiliza ya unos 10.200 MW de fotovoltaica que han presentado sus avales para construir los distintos parques. En la subasta de julio se adjudicaron unos 4.000 MW de nueva fotovoltaica, por lo que habría ya más megavatios de inversores que se lanzan por su cuenta y riesgo, sin el precio suelo garantizado de las subastas. Eso sí, todos sin primas y por tanto, sin cargar absolutamente nada al consumidor final.

A todo ello, habría que sumar unos 11.400 MW de eólica, de los cuales más de 4.000 proceden de las subastas.

Entre los proyectos de fotovoltaica se pueden contabilizar desde grandes proyectos de hasta 500 MW, (el más grande de Europa cuando se finalice), varios de 400 o más megavatios, hasta pequeñas instalaciones de autoconsumo. Todo suma.

En principio, los proyectos adjudicados en las subastas deberían tener prioridad para poder llegar a 2020 con ciertas garantías, pero se espera que sean bastantes más de 4 GW los que se construyan en los dos próximos años.

Según declaraciones de José Donoso, director general de UNEF, a la emisora, en las próximas semanas se comenzarán ya a construir algunos de estos proyectos. Unos llegarán a 2020 y otros se quedarán cerca, mientras que buena parte se instalarán y conectarán a la red en años sucesivos.

Todo dependerá, como cualquier otro negocio, de la financiación que encuentre por el camino. Todos, o un buen número, andan en busca de cerrar un contrato a largo plazo o PPA para garantizarse la venta y una cierta rentabilidad. El problema de acudir al mercado es que el precio irá bajando cuantas más renovables entren en el mismo y por tanto podría hacer peligrar esa rentabilidad. Y si no hay rentabilidad, pues no hay financiación que valga. Es la pescadilla que se muerde la cola.

A pesar de ello, el apetito solar es voraz ahora en España. Solo queda esperar que se hagan las cosas bien, sin precipitaciones y que el mercado fluya.

En definitiva, el verdadero ‘boom’ de la fotovoltaica en España está por llegar, pero ojo, con que no se convierta en una nueva burbuja y se quiera aprovechar la fuerte demanda para dar el pelotazo. Así sería imposible que España se convierta en una potencia mundial de renovables.

Fuente: https://elperiodicodelaenergia.com/

Comparte este artículo / Share this post

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn